COMENTADAS - 25/febrero/2014

 

*El secretario de Seguridad Pública, Arturo Bermúdez Zurita fue interceptado por los familiares de los desaparecidos en el estado de Veracruz, pero no tuvo muchas ganas de hablar con ellos, por lo que mejor les pidió que lo esperaran al final del evento del Día de la Bandera, pero al final del día el gobernador Javier Duarte terminó librándolo del griterío de la gente que exige cuentas sobre el paradero de sus seres queridos.

*En su visita a Veracruz, Fernando Charleston Hernández, secretario de Finanzas y Planeación (Sefiplan), se desplazó con bajo perfil en los eventos del día de ayer, como quien dice: yo nada más vine de invitado, pues no quiso dar entrevistas, ¿será que está preparando algo bueno desde su trinchera o será que nada más quiso venir a pasear un ratito a la conurbación?

*Sin duda alguna la determinación de retirar los candados a los altos mandos y funcionarios del Gobierno estatal para que accedan a dar declaraciones sin autorizaciones de nadie, es un buen comienzo que da el vocero del Gobierno del Estado, Alberto Silva, quien vino a romper las cadenas de la represión dentro de la presente administración, pues ahora con esta libertad se espera que los representantes de los medios de información puedan acudir a cualquier dependencia estatal y solicitar entrevistar a directores de áreas, secretarios y demás encargados de informar de sus tareas a los veracruzanos, sin la tradicional respuesta de los subordinados: “no puede declarar por instrucciones oficiales” o, “se debe pedir permiso al Secretario”. Esperemos que esta nueva etapa en la Coordinación sea para el bien de los veracruzanos, que son los que demandan saber cómo se trabaja en las diferentes áreas del Gobierno.

 *Pues el alcalde de Xalapa, Américo Zúñiga Martínez llegó estrenando nariz al municipio de Boca del Río, donde participó en la toma de protesta del Comité Técnico del Fideicomiso del 2 por ciento a la Nómina, luego de que según en su cuenta de Twitter público que se la lastimó en un accidente de Tránsito. Ahora seguramente se la verán más afilada al funcionario, pues las malas lenguas aseguran que no fue por motivos de salud, sino estéticos, ¿será?

 

Dudas, propuestas, reclamaciones y co-mentadas al correocomentadasheraldo@gmail.com

Comentarios