Abandono: un calvario para el adulto mayor

Abandono: un calvario para el adulto mayor

 

 

 

Dos de cada diez sufren maltrato por parte de sus familiares.

 

Juan David Castilla Arcos

Xalapa

 

Ana María Octuna Olivares ha escrito poemas a su madre durante los 11 años de estancia en la Casa Hogar del Adulto Mayor Mariana Sayago.

La mujer de 81 años entristece. Recuerda que su madre “fue al cielo” en el año 1986, a sus 91 años. Después de eso, vivió sola dos décadas.

La soledad fue “dura” para ella. No tuvo hijos. Nunca se casó.

Cuando era joven se desempeñó como contadora, pero dedicó casi todo su tiempo a su mamá.

Cuando ella partió, María necesitaba platicar con alguien, expresar sus sentimientos.

En 2007, decidió ingresar al asilo por voluntad propia.

Dos de sus tres hermanos fallecieron. Eran mayores que ella. Cuando Ana alcanzó la mayoría de edad, ellos ya estaban casados.

Guillermo Octuna Olivares, su hermano que aún vive, la visitaba con frecuencia en la casa hogar, ubicada en la calle Xalapeños Ilustres número 90 del centro de la ciudad.

Sin embargo, la diabetes atacó su cuerpo, le quitó la vista y, por ello, dejó de ver y acercarse a su hermana. Todo se dificultaba.

El señor tiene 87 años y vive en el puerto de Veracruz, a unas dos horas de la capital del estado.

PÁNICO AL CÁNCER

Ana María también ha escrito sobre la riqueza cultural y biodiversidad de Xalapa; sobre los “pintorescos” lugares que alegraban su vista.

Ella es hipertensa. La presión de su sangre hacia las paredes de la arteria es demasiado alta.

Su mayor preocupación es el cáncer. Hace un tiempo le detectaron una zona abultada cerca de la sien izquierda de su cabeza.

Sabe que ese padecimiento tiende a invadir y destruir los tejidos orgánicos circundantes.

Creía que se trataba de un tumor maligno, mismo que podría acabar con su vida en poco tiempo.

Tuvo suerte. Los médicos le informaron que una vena se había inflamado. Se tranquilizó un poco.

Con la yema de sus dedos tocaba la zona afectada de su cara, aunque su canoso cabello la tapaba.

Tomaba la mano de los presentes y, decía: “toca si no te doy asco”. La frase muestra que está acostumbrada al rechazo.

Ella es uno de los adultos mayores del Mariana Sayago que durante el 28 de agosto, Día del Abuelo en México, canta, baila y festeja a lo grande.

Muchos de ellos son abandonados por sus familiares y permanecen durante años en asilos o casas hogares para adultos mayores.

ABANDONAN AL 40%

El 40% de los adultos mayores atendidos en la Casa Hogar Mariana Sayago han sido abandonados por sus familiares.

De acuerdo con Víctor Velasco Salgado, coordinador del Área Psicopedagógica, actualmente se da alojamiento a 60 adultos mayores: 30 mujeres y 30 hombres.

“Como un 40% (son abandonados), la otra parte sería porque deciden estar con nosotros y otra parte porque han sido canalizados por alguna institución gubernamental, privada o asociaciones civiles”.

Las personas de la tercera edad reciben atención médica y los cuidados básicos que requieren.

Entre las enfermedades más comunes que padece este sector de la población se encuentra la diabetes, hipertensión, sobrepeso, desnutrición, esquizofrenia, parkinson y alzheimer.

Los adultos mayores que aún cuentan con familia deben tener un tutor responsable, para el cuidado, su alimentación y acompañamiento a las consultas médicas.

“El familiar debe tener ese cuidado y ese respeto de no abandonar a su adulto mayor, no por el hecho de estar aquí me deslindo de la responsabilidad, para nada”.

En la casa hogar son albergadas personas de otros países, como Alemania, así como también de otros estados de la República Mexicana y de comunidades aledañas a Xalapa.

“Sobre todo hay gente de los alrededores de Xalapa, es un grupo importante, donde comparten aprenden, interactúan”, añadió Velasco Salgado.

Los adultos mayores disfrutarán de conciertos, bailes y otras actividades hasta que culmine el mes, como parte del festejo por el Día del Abuelo.

MALTRATO

A finales del año pasado, la delegada del Instituto Nacional de las Personas Adultas Mayores (Inapam) en Veracruz, Nallely Yoltzin Vera Brizuela, ya hablaba de que dos de cada diez adultos mayores sufría algún tipo de maltrato por parte de sus familiares.

La cifra exacta se desconoce, debido a que las denuncias no son interpuestas a ante las instancias correspondientes.

El abandono es lo más común que padecen los adultos mayores.

Este sector de la población es más excluido en las principales ciudades que en las zonas rurales o indígenas.

La población de adultos mayores ha crecido de manera muy rápida en la entidad.

Veracruz se ubica detrás de la Ciudad de México y del Estado de México por el número de adultos mayores.

Se prevé que para el año 2030 los adultos mayores representen el 15% de la población.

DINERO DESTINADO

En Veracruz hay 14 mil 927 personas afiliadas al Inapam. Se encuentra detrás de Michoacán, que tiene 15 mil 94; Puebla, con 15 mil 300; el Estado de México, con 39 mil 976; y la Ciudad de México, con 55 mil 651 afiliados.

A nivel nacional se tiene registro de 333 mil 21 adultos mayores dados de alta en el Inapam.

Se destinan 31 mil 339 millones 950 pesos con 76 centavos para brindar distintos servicios a dicho sector de la población.

El Inapam brinda asesoría jurídica, consultas, albergues, residencias de día, tarjeta Inapam, vinculación productiva, centros culturales y clubes.

La mayor cantidad de dinero se invierte en los albergues; más de 12 mil 74 millones de pesos.

En la expedición de tarjetas al total de los adultos mayores se gastan más de mil 966 millones de pesos.

Comentarios