San Rafael, sin agua, luz, comunicaciones, sin comercios abiertos y sin gente

San Rafael, sin agua, luz, comunicaciones, sin comercios abiertos y sin gente

 

 

 

 

San Rafael, Ver.- (AVC) En este municipio la gente sufre la falta de agua desde hace tres semanas a causa de que las bombas de agua de la Comisión de Aguas del Estado de Veracruz (CAEV) están descompuestas.

 

A este mal se le suman los daños ocasionados por el huracán "Franklin" en el que los productores perdieron sus sembradíos de plátano, limón, mandarina, naranja y toronja.

 

Este jueves todo el comercio en San Rafael está cerrado, no hay luz, no hay agua, no hay internet, no hay señal de celular, no hay ni gente en las calles y menos autoridades.

 

Desde anoche llevaron sus camionetas y automóviles a la carretera federal, buscaron lo más alto para resguardarlos, porque en base a la experiencia de otras tormentas tropicales y huracanes han perdido todo y comenzado de cero, una y otra vez así ha sido.

 

La carestía de agua en el pueblo data de hace tres semanas, la gente lo sufre con los calores de 38 grados y sensación térmica de hasta 44 grados.

 

Sin poder lavar ropa, trastes, y menos echarse un chapuzón a medio día cuando el calor se siente aún más, porque no hay agua potable.

 

La gente responsabiliza al ayuntamiento de San Rafael porque no ha hecho las gestiones ante la CAEV, para que arreglen las bombas de agua y así vuelvan a tener el líquido.

 

Normal 0 21 false false false ES-TRAD X-NONE X-NONE /* Style Definitions */ table.MsoNormalTable {mso-style-name:"Tabla normal"; mso-tstyle-rowband-size:0; mso-tstyle-colband-size:0; mso-style-noshow:yes; mso-style-priority:99; mso-style-parent:""; mso-padding-alt:0cm 5.4pt 0cm 5.4pt; mso-para-margin:0cm; mso-para-margin-bottom:.0001pt; mso-pagination:widow-orphan; font-size:10.0pt; font-family:Cambria;}

Ahora el problema es mayor, porque el huracán Franklin los dejo sin el servicio de energía eléctrica, acabo con los plantíos de plátano que es el principal ingreso de la región, y los vientos destecharon las casas que tenían láminas de asbesto, galvanizadas y de cartón.

Comentarios