El kayak, en extremo ascenso

 

De a poco los competidores fueron llegando al rancho El Siete, ubicado a un costado de la carretera federal que va de Altotonga hacia Tlapacoyan. Diversas fueron las formas de cómo se hicieron de un lugar en el sitio de la ceremonia de apertura, algunos sobre camionetas gritando, otros más extremos aprovecharon la geografía del lugar y no dudaron en bajar los pastizales ya en el kayak por lo que el ánimo se encendió.

El secretario de Turismo del estado, Harry Grappa Guzmán, también hizo acto de presencia, y como todos los aventureros fue testigo de la ceremonia que con caracoles, inciensos y toques de tambor se realizó para pedir permiso al guardián del río, según lo explicaron los propios lugareños que le desearon la mejor de las suertes a los participantes, que muy atentos aprovecharon para tomar fotografías del ritual.

Así, cada kayakista tomó su equipo y descendió hasta el río, que para el momento de la carrera presentaba 30 centímetros por arriba del nivel promedio que presenta Alseseca. Los turistas, fotógrafos y el mismo Secretario sufrieron un poco las condiciones húmedas de la zona, pero nada de ello minó el espíritu de aventura, y ante los poderosos chorros de agua Grappa Guzmán dio el banderazo inicial con el que los kayaks buscaron dominar las aguas veracruzanas.

Rafael Ortiz, uno de los referentes del kayak en México, destacó la geografía de la entidad para el deporte de aventura.

“El río Alseseca es uno de los mejores del planeta para el kayak en cascadas, así que las carreras que se van realizando aquí sin duda se hacen más emocionantes, son carreras largas las que se pueden hacer aquí, pero eso sí es un río magnífico para todos los aventureros”, dijo.

De igual modo, y con la emoción de la carrera, Rafa destacó el reconocimiento que tiene la entidad para los amantes del kayak.

“Es padre el poder ver a tanta gente aquí, esta zona cada vez más está siendo explotada a nivel internacional y cada vez más hay gente de todo el mundo que viene y eso no sólo como deportistas sino también como mexicanos nos motiva para estar aquí”, acotó.

Al fragor de los remos y el tronar de la caída del agua, las muestras de entusiasmo no se hicieron esperar y al ingreso de cada competidor la gente lo recibía con calidez.

Y así se vive, lo aseguró el kayakista veracruzano Misael Hernández, y “la verdad realmente es un orgullo que estos escenarios y este tipo de competencias se den aquí en Veracruz, eso te motiva no sólo como deportista sino también como persona, ya que la gente de todo tipo de lugares ve las riquezas que tenemos en casa”.

También apuntó que Veracruz ya es un referente internacional en turismo, “no sólo aquí podemos ver a tanta gente reunida, son muchos los puntos del estado en donde la gente viene de su país de origen tan sólo para conocer el ambiente, la comida y navegar en los ríos, este es verdaderamente el deporte de aventura”.

Comentarios